"La práctica médica no entraña solamente tejer, entretejer y tener activas las manos, sino que debe inspirarse en el alma, estar plena de conocimiento y tener como componente preciado la observación aguda y minuciosa; todo ello, junto con los conocimientos científicos exactos, son los requisitos para que la práctica médica sea eficiente."
Moisés ben Maimón (1135-1204)

¡En venta!

Buscar en este blog

martes, 28 de octubre de 2008

Se encontró el gen "transexual"

Fernanda Lima, famosa transexual de Brasil

Fernanda Lima, famosa transexual de Brasil

Históricamente, las sociedades humanas han tendido a discriminar o tratar como si fuesen criminales de alguna clase a los transexuales. Sin embargo, podría ser que estas personas realmente no tuviesen la posibilidad de elegir su preferencia sexual, ya que una parte de su carga genética los predispondría, justamente, a la transexualidad.
El que sería el  mayor estudio genético sobre la transexualidad realizado hasta la fecha, llevado a cabo por un grupo de científicos australianos de la Universidad de Monash, habría identificado un gen específico que explicaría por qué algunas personas son transexuales. Expresado en términos sencillos (señores genetistas, por favor, miren hacia otro lado), se trata del gen que regula los receptores androgénicos, una parte de nuestro ADN que se encarga de modificar el efecto de las hormonas masculinas.

El exceso de testosterona tompoco mola tanto.

El exceso de testosterona tompoco mola tanto.

Según el científico Vincent Harley, director del estudio en cuestión, “hay un estigma social de que la transexualidad es nada más un estilo de vida, pero nuestros descubrimientos indican que la identidad de género se desarrolla a partir de una base biológica.” Luego de analizar las muestras de ADN de 112 voluntarios que se sentían mujeres (a pesar de ser físicamente de sexo masculino), descubrieron que en la mayoría de los casos disponían de una versión más alargada del gen mencionado. Como grupo de control se utilizó un conjunto de 258 hombres cuya identidad de género se correspondía con su propio sexo.
¿Y esto que significa? Bien, los investigadores aseguran que esta mayor longitud del gen en cuestión provoca una menor producción de testosterona durante el desarrollo del individuo, lo que se traduce en una “feminización del cerebro” y, por ende, de la identidad sexual del hombre. Los resultados del estudio se publicaron en un artículo publicado en la revista Biological Psychiatry.

No hay comentarios.: