"La práctica médica no entraña solamente tejer, entretejer y tener activas las manos, sino que debe inspirarse en el alma, estar plena de conocimiento y tener como componente preciado la observación aguda y minuciosa; todo ello, junto con los conocimientos científicos exactos, son los requisitos para que la práctica médica sea eficiente."
Moisés ben Maimón (1135-1204)

¡En venta!

Buscar en este blog

domingo, 25 de mayo de 2008

Reviven ADN de un tigre de Tasmania en un ratón

Un equipo de la Universidad de Melbourne anuncia un logro genético sin precedentes. Extraer genes del extinto tigre de Tasmania y traerlo de vuelta a la vida en otra criatura viva.

El equipo puso el ADN del thylacine en un embrión de ratón tal y como explicó el doctor Andrw Pask. Según él, esta es la primera vez que se emplea el ADN de una especie extinta para “inducir una respuesta funcional en otro organismo vivo”.

El ADN del thylacine se reprodujo en el cuerpo del ratón y llevó a cabo su función biológica, lo cual revive las esperanzas de aquellos que desean que algún día pueda clonarse con éxito a este animal.

Los hallazgos se publicarán mañana en una revista científica internacional.

Uno de ellos demuestra que el gen del thylacine es parecido al gen del ratón encargado del desarrollo del cartílago y del hueso.

La profesora Marilyn Renfree, que también participó en la investigación, afirma que la importancia del descubrimiento es crítica.

“Para aquellas especies que ya se han extinguido, nuestro método desmuestra que el acceso a su biodiversidad genética podría no haberse perdido completamente”, explicó la profesora.

Sin embargo, en su opinión, aún hay un largo camino por recorrer hasta clonar a un tigre de Tasmania.

Decano de Ciencias en le Universida de Nueva Gales del Sur, Mike Archer dirige un proyecto destinado a revivir animales extintos a través de la recuperación de su ADN.

El profesor Archer comentó a la emisora local de radio ABC que cree que ese objetivo podría estar ahora a alcance de la ciencia.

“La siguiente pregunta entonces es, ¿qué pasa si haces esto con todo el ADN del thylacino?” comentó Archer.

“¿Podrías entonces traer de vuelta al tigre de Tasmania? Técnicamente creo que es muy complicado por el momento, pero por otro lado está este paso muy significativo en esa dirección, por lo que estoy encantado”.

El profesor Archer espera poder ver con sus propios ojos el momento en que el thylacine pueda volver a la vida.

“Estoy convencido personalmente de que esto va a pasar. Trabajamos en unos cuantos proyectos como este. Tengo otro grupo trabajando en otro extinto animal australiano y creemos que esto es algo altamente probable”, comentó.

El último tigre de Tasmania murió en el Zoo de Hobart en 1936.

No hay comentarios.: